Comprar una anualidad

Comprar una anualidad es un proceso que demanda tiempo e investigación, pero no permita que eso lo aleje de estos vehículos financieros seguros y personalizables. Al mejorar su conocimiento financiero y consultar a un planificador financiero confiable, puede encontrar una anualidad que cumpla con sus objetivos financieros a largo plazo.

Para determinar si una anualidad es adecuada para usted, primero evalúe su estilo de vida, sus necesidades y su tolerancia al riesgo, que es básicamente su comodidad ante diferentes niveles de riesgo. Dado que las anualidades son contratos, puede personalizarlas para que se ajusten a cada una de estas áreas.

Un comprador inteligente hace su trabajo de investigación antes de dar el paso. Debería haber revisado los motivos por los cuales comprar una anualidad —protección extra, ingreso de por vida, atención a largo plazo y disposiciones financieras para sus seres queridos—, y sepa qué preguntas hacer y cuándo buscar el asesoramiento de un profesional.

¿Cómo compro una anualidad?

Después de que haya elegido su anualidad y decidido los términos del contrato, está listo para comprar.

Pero, ¿Cuál es el proceso para comprar una anualidad?

“Considero que es un proceso doble”, dice la Planificador financiera certificada Marguerita M. Cheng. “¿Está comprando una anualidad con fondos de la jubilación, como una cuenta individual de jubilación (IRA, por sus siglas en inglés)? En ese caso, será una transferencia en custodia y un evento no gravable. Con los fondos que no son de la jubilación, si se trata de fondos en su cuenta corriente, puede emitir un cheque. Si es dinero en su cuenta de corretaje, puede iniciar una transferencia”

Seis pasos para comprar una anualidad
  1. Evalúe sus necesidades financieras presentes y futuras.

    Si es necesario, solicite la ayuda de un profesional. Hasta el 2019, Certified Financial Planner Board of Standards Inc. requiere que todos los planificadores financieros certificados (CFP, por sus siglas en inglés) actúen como fiduciarios. Esto quiere decir que conforme el Código de ética y estándares de conducta, los CFP siempre deben actuar en beneficio de sus clientes.

    Encontrará cuestionarios de planificación de la jubilación útiles en línea, y su asesor debe guiarlo a través de sus propias preguntas como parte del enfoque de su consulta.

  2. Elija una anualidad basada en sus objetivos: ingreso o crecimiento, por ejemplo; y considere detalladamente las disposiciones del contrato.

    Algunas anualidades tienen ejemplificaciones, para brindar total transparencia para los inversores. National Association of Insurance Commissioners define el término ejemplificación como “una presentación personalizada o descripción preparada para un consumidor individual a quien se la entrega, que incluye elementos no garantizados de un contrato de anualidad, para un período determinado de años”.

    La Comisión de Valores y Bolsa de EE. UU. requiere que los proveedores de anualidades entreguen un folleto informativo a los inversores que desean comprar una anualidad variable. De la misma forma que las ejemplificaciones, el objetivo de los folletos informativos es garantizar que los inversores tomen decisiones informadas.

  3. Elija su proveedor.

    Consulte las agencias de calificación financiera, como Moody´s y Standard & Poor´s, para conocer las calificaciones actuales de los proveedores de anualidades. Dado que las anualidades no están garantizadas por el gobierno federal, es importante que elija una empresa sólida, de buena reputación.

  4. Complete la solicitud.

    Asegure la tasa, al enviar su solicitud “en la forma correcta”. Esto simplemente quiere decir que la solicitud esté completa en su totalidad y sea precisa. No hacerlo puede extender el tiempo de procesamiento, lo cual puede afectar si la compañía de seguros mantenga la tasa de interés cotizada. Recuerde que las políticas de mantenimiento de tasas de las aseguradoras difieren, y no todas las anualidades ofrecen ejemplificaciones, o la opción de mantener la tasa.

  5. Transfiera los fondos.

    Puede pagar en efectivo, fondos de jubilación o transferencia desde una cuenta de corretaje. Asegúrese de comprender las implicaciones impositivas del tipo de pago que realiza.

  6. Aproveche el período de cancelación sin penalidades.

    La mayoría de las compañías aseguradoras otorgan a los compradores un período de 10 a 30 días a partir de la fecha del contrato para cancelar la anualidad y recibir el un reembolso. Si su contrato no incluye un período de cancelación sin penalidades, consulte al agente por qué no lo tiene.

“Si tiene inversiones y necesita venderlas para financiar la cuenta, consulte con su asesor impositivo sobre las implicaciones fiscales”, aconseja Cheng. “No quiere invertir todo el producido”

¿Le interesa comprar una Anualidad?

Conozca los diferentes tipos de anualidades, para saber cuál es la correcta para usted.

¿Cuándo debería comprar una anualidad?

En resumen, el mejor momento para comprar una anualidad es cuando ésta satisface sus necesidades. Esto difiere de una persona a otra, por lo que debería tener un buen control sobre sus objetivos de inversión y los mejores caminos para cumplirlos.

Entonces, el primer paso es analizar su situación financiera y sus objetivos y considerar, dado esto, si debe comprar una anualidad.

Por ejemplo, si ha maximizado sus contribuciones a otras cuentas de jubilación con ventajas impositiva y desea reservar más dinero para la jubilación, puede considerar comprar una anualidad. Los fondos de la anualidad tienen impuestos diferidos, lo que quiere decir que no paga impuestos sobre ganancias hasta que comienza a recibir los pagos de beneficios.

¿Sabía?
Los fondos de la anualidad tienen impuestos diferidos, lo que quiere decir que no paga impuestos sobre ganancias hasta que comienza a recibir los pagos de beneficios.

Las tasas de interés también cumplen una función en la compra de una anualidad. El mejor momento para asegurar su contrato en cuando las tasas de interés son altas. Si son bajas, es posible que desee esperar. O podría considerar el escalonamiento, una estrategia que le permite tomar ventaja de condiciones fluctuantes al comprar más de una anualidad en diferentes puntos temporales.

Cuanto antes compre una anualidad diferida, más tiempo tendrá esta para crecer. Una anualidad diferida es aquella en la cual los pagos a su tenedor comienzan en un momento posterior, generalmente después de la jubilación. Cuando más retrase recibir el flujo de ingresos, mayores serán los pagos.

“La decisión de comprar una anualidad es muy personal.”
— Marguerita M. Cheng, colaboradora de Annuity.org y CEO de Blue Ocean Global Wealth

Si está próximo a jubilarse o está jubilado y busca una forma de convertir sus ahorros en un flujo de ingreso, una anualidad inmediata podría ser la opción adecuada para usted.

“Cuando tome la decisión de comprar una anualidad, está cediendo acceso o liquidez, a cambio de garantías”, explica Cheng. “Eso es lo primero a considerar. ¿Qué cantidad de mis recursos estoy de acuerdo en no poder acceder de forma inmediata?

“A continuación, puede pensar con qué urgencia necesita el dinero. Esto involucra decidir si desea una anualidad inmediata o diferida. Por último, ¿valora la estabilidad y la previsibilidad? Esa pregunta puede ayudarlo a determinar si lo fijo o apropiado es lo apropiado para usted”.

¿Cómo afectará la compra de una anualidad mi plan de jubilación?

El flujo de ingresos garantizado que proporcionan las muchas anualidades brinda a los jubilados la paz mental para asegurar que sus necesidades serán atendidas a medida que atraviesa sus años dorados. La jubilaciones que brindan los empleadores se extinguirán rápidamente, haciendo que los jubilados vivan de la Seguridad Social y sus ahorros.

El Seguro Social reemplaza solo un pequeño importe del ingreso antes de la jubilación. Y el desafío es determinar cómo gastar los ahorros para vivir de forma confortable en la jubilación, aunque sin extinguirlos totalmente, porque es imposible saber cuánto vivirá.

Ingrese a las anualidades, que proporcionan lo que el sector llama “seguro de longevidad” al asegurarse contra sobrevivir a sus ahorros. Una anualidad de por vida le proporcionará pagos periódicos, un flujo de ingreso, durante toda su vida, independientemente de cuánto viva, aun cuando su capital inicial y sus ahorros se hayan extinguido. También puede comprar una anualidad conjunta con su cónyuge, de esta forma ambos recibirán los pagos durante todas sus vidas.

¿Sabía?
Una anualidad de por vida le proporcionará pagos periódicos, un flujo de ingreso, durante toda su vida, independientemente de cuánto viva, aun cuando su capital inicial y sus ahorros se hayan extinguido.

Las anualidades también pueden abordar necesidades específicas en su cartera de jubilación. Por ejemplo, un contrato de anualidad de longevidad calificado (QLAC, por sus siglas en inglés) se compra dentro de una cuenta de jubilación calificada. Con determinados límites, el dinero que usa para comprar un QLAC está exento del requisito de distribución mínima (RMD).

El RMD es el importe que la IRS le obliga retirar de sus cuentas de ahorro con ventajas impositivas cada año, una vez que haya alcanzado 70½ años. Para algunas personas esto puede ser un problema, que afecta los impuestos y los costos de Medicare. Un QLAC puede resolver ese problema eficazmente.

¿Listo para asegurar su futuro financiero?

Comuníquese con un experto en finanzas para descubrir de que forma una anualidad puede ofrecerle un ingreso mensual de por vida.

¿Cuáles son las ventajas y las desventajas de comprar una anualidad?

Hay diferentes tipos de anualidades, cada una de ellas con sus ventajas y desventajas. Generalmente, cuanto más simple y directa sea la anualidad, es más económica. Es imposible darle una lista definitiva de las ventajas y desventajas de las anualidades en todos los ámbitos. Eso sería como nombrar las ventajas y desventajas de las cubiertas de las pizzas: la de ananá puede ser una ventaja para una persona y una desventaja significativa para otra persona.

La característica única que tienen virtualmente todas las anualidades es el régimen fiscal. Las primas de las anualidades, que es el término del sector de seguros para el precio de compra de su contrato, se incrementa exento de impuestos hasta que comienza a recibir los pagos.

Por otra parte, la mayoría de las anualidades tiene la desventaja de inmovilizar el capital de su inversión durante varios años, a menos que decida vender los pagos de su anualidad con un descuento, a una compañía denominada compañía de factoraje. Esta puede ser una opción si necesita el dinero de forma urgente.

Su mejor camino a seguir es investigar sobre los diferentes tipos de anualidades para tener un conocimiento cabal de las ventajas y desventajas de cada uno de ellos.

¿Cómo elijo la anualidad que es mejor para mí?

“La decisión de comprar una anualidad es muy personal”, declara Cheng. “La situación financiera de cada uno de los inversores es única”.

Determine sus necesidades y objetivos, y evalúe su nivel de comodidad frente al riesgo.

¿Busca un ingreso garantizado o crecimiento a largo plazo? ¿Cuánto le falta para jubilarse? ¿Qué otros flujos de ingreso tiene en su lugar? ¿Está preparado para los cambios en el estilo de vida que trae aparejada la jubilación y la pérdida de un ingreso estable?

Por ejemplo, si desea un ingreso seguro de por vida con poco riesgo y costo bajo, debería considerar una anualidad fija. Si se siente cómodo asumiendo algunos riesgos a cambio de la posibilidad de mayores retornos, una anualidad variable podría ser lo adecuado para usted.

De todas formas, debería considerar las cláusulas adicionales, como un seguro de atención a largo plazo, para personalizar el contrato marco para que se ajuste a sus necesidades. ¿Desea mantener a sus seres queridos después de su partida? Entonces debería considerar incorporar una cláusula adicional para poder designar un beneficiario.

Dado que las anualidades, y las finanzas en general, pueden ser complejas, es importante que consulte con un profesional que pueda ayudarlo a evaluar la cartera de inversiones para su jubilación y le explique sus opciones financieras.

Tómese su tiempo. Asegúrese de comprender todas las disposiciones de su contrato de anualidad, incluida la de honorarios y comisiones. Obtenga más de una cotización, de manera que pueda comparar las ofertas de diferentes compañías aseguradoras.

Por último, confirme que la compañía que usted considera que tiene buena reputación, cumpla con las reglamentaciones sobre anualidades y que sea financieramente solvente.

Una forma buena de verificar la compañía es buscar su clasificación en las agencias de calificación de riesgo, incluido A.M. Best, Moody’s y Fitch.

7 Artículos de investigación citados

  1. Anspach, D. (Mayo 2, 2019). When Are Annuities a Good Investment? Recuperado de https://www.thebalance.com/annuities-2389015
  2. Best, R. (Julio 22, 2016). What Is the best Age to Get an Annuity? Recuperado de https://www.investopedia.com/articles/markets/072216/what-best-age-get-annuity.asp
  3. CNN Money Ultimate Guide to Retirement. (n.d.). How do I know if buying an annuity is right for me? Recuperado de https://money.cnn.com/retirement/guide/annuities_basics.moneymag/index10.htm
  4. Johnson, S. (Enero 21, 2019). 2-Minute Money Manager: Should I Buy an Annuity? Recuperado de https://www.moneytalksnews.com/ask-stacy-should-i-buy-an-annuity/
  5. Rose, J. *2019, March 1). When You Should Buy an Annuity: 5 Real Life Scenarios. Recuperado de https://www.goodfinancialcents.com/why-you-shouldnt-buy-annuity-and-5-real-life-scenarios-when-you-should/
  6. U.S. Securities and Exchange Commission. (n.d.). Annuities. Recuperado de https://www.investor.gov/introduction-investing/basics/investment-products/annuities
  7. The Wall Street Journal. How to Select and Shop for An Annuity. Recuperado de http://guides.wsj.com/personal-finance/retirement/how-to-select-and-shop-for-an-annuity/